Amortizacion acumulada en contabilidad

Amortizacion acumulada en contabilidad

depreciación acumulada – deutsch

La depreciación acumulada es la depreciación acumulada de un activo hasta un único momento de su vida. La depreciación acumulada es una cuenta de contra activo, lo que significa que su saldo natural es un crédito que reduce el valor global del activo.

El principio de correspondencia según los principios contables generalmente aceptados (GAAP) dicta que los gastos deben corresponder al mismo periodo contable en el que se generan los ingresos correspondientes. Mediante la depreciación, una empresa gastará una parte del valor de un activo de capital durante cada año de su vida útil. Esto significa que cada año que un activo capitalizado se pone en uso y genera ingresos, se registra el coste asociado al uso del activo.

La depreciación acumulada es la cantidad total que un activo ha sido depreciado hasta un momento determinado. Cada periodo, el gasto de depreciación registrado en ese periodo se añade al saldo inicial de depreciación acumulada. El valor contable de un activo en el balance es la diferencia entre su coste histórico y la depreciación acumulada. Al final de la vida útil de un activo, su valor contable en el balance coincidirá con su valor de recuperación.

gastos de depreciación

Las cuentas de depreciación acumulada son cuentas de activo con saldo acreedor (conocidas como cuentas de contra activo). Se considera una cuenta de contra activo porque contiene un saldo negativo que pretende compensar la cuenta de activo con la que está emparejada, dando lugar a un valor contable neto.

La depreciación acumulada no es un activo porque los saldos almacenados en la cuenta no son algo que vaya a producir valor económico a la empresa a lo largo de múltiples periodos de información. La depreciación acumulada en realidad representa la cantidad de valor económico que se ha consumido en el pasado.

NOTA: Los miembros del equipo de soporte de FreshBooks no son profesionales certificados en impuestos sobre la renta o contabilidad y no pueden proporcionar asesoramiento en estas áreas, fuera de las preguntas de apoyo sobre FreshBooks. Si necesita asesoramiento sobre el impuesto sobre la renta, póngase en contacto con un contable de su zona.

La depreciación es el método de contabilidad utilizado para asignar el coste de un activo fijo a lo largo de su vida útil y se utiliza para contabilizar la disminución de su valor. Ayuda a las empresas a evitar grandes pérdidas en el año en que adquiere el inmovilizado al repartir el coste a lo largo de varios años.

amortización lineal

La depreciación acumulada es el importe total de los gastos de depreciación asignados a un activo concreto desde que éste fue utilizado. Es una cuenta de contrapartida, es decir, una cuenta de activo negativa que compensa el saldo de la cuenta de activo con la que suele estar vinculada.

Siempre que una organización registra gastos de depreciación, el mismo importe se abona también en la cuenta de depreciación acumulada, lo que permite a la empresa mostrar tanto el coste del activo como la depreciación total del mismo. Esto también muestra el valor contable neto del activo en el balance.

Mediante la depreciación, una empresa debe invertir anualmente una parte del valor de un activo fijo a lo largo de su vida útil. De este modo, se garantiza que un activo capitalizado se ponga en uso cada año y produzca ingresos, y se informan los costes asociados al uso del activo.

La depreciación acumulada es el importe total que se ha depreciado de un activo hasta un momento determinado. Cada periodo se añade al saldo inicial de la depreciación acumulada, el gasto de depreciación registrado en ese periodo. El valor contable de un activo en el balance es la diferencia entre su coste histórico y la amortización acumulada. Al final de la vida útil de un activo, su valor contable en el balance coincidirá con su valor de recuperación.

activo o pasivo de depreciación acumulada

La disminución del valor de un activo a lo largo del tiempo se contabiliza como depreciación. La depreciación acumulada se refiere a la depreciación acumulada de un activo hasta un solo punto durante su vida útil.

De acuerdo con los principios contables generalmente aceptados (GAAP), cualquier gasto que una empresa registre debe corresponderse con los ingresos correspondientes. Estos gastos e ingresos correspondientes deben registrarse en el balance durante el mismo periodo contable.

La depreciación ofrece a las empresas una forma de registrar el valor de un activo de capital como un gasto. A medida que el activo se utiliza para generar ingresos durante su vida útil, también se registran los costes asociados a su uso. Aquí es donde entra la depreciación acumulada. Esta cifra muestra la cantidad total que el activo ha depreciado, hasta un punto fijo y único.

La depreciación acumulada se considera una cuenta de contra activo porque su saldo es un crédito que reduce el valor del activo. El valor contable del activo aparece en el balance, mostrando la diferencia entre el coste histórico y la depreciación acumulada. Cuando el activo llega al final de su vida útil (o del periodo en que es útil para la empresa), el valor contable coincidirá con su valor de recuperación. Por lo tanto, una fórmula sencilla para la depreciación es la siguiente:

  Empresas que utilizan contabilidad de costos

porErnesto Villalba Gutiérrez

Ernesto Villalba Gutiérrez, asesor financiero.

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
    Privacidad